He olvidado mi contraseña! | Para registrarse pulse aquí.
  
-->
Fabricante:
Precio: Desde  a  Hasta
Texto:
 

Síguenos en Facebook

4x4 TV - La televisión del 4x4 -
Video prueba: Ford Ranger
En Cortas: Jeep Academy
Espectacular vídeo de Monster
Noticias Destacadas
Probamos el HDC de Land Rover
 
Todas las novedades en TT, 4x4 y SUV
 
Fotografías enviadas por nuestros lectores
 
Todos los tipos, modelos y precios que existen en el mercado
 

Vigilados de cerca

Las autoridades deportivas del Dakar en la víspera de la última etapa, quieren juego limpio.

Fueron llegando de a uno al motorhome que oficia de cuartel general de las autoridades del Dakar. Primero el español Carlos Sainz, luego el qatarí Nasser Al-Attiyah y los franceses Stéphane Peterhansel y Guerlain Chicherit. También los responsables de sus equipos: el danés Kris Nissen de VW Motorsport y Sven Quandt de X-Raid. El motivo: hablar de la definición de la carrera.

La convocatoria no fue sorpresa, más teniendo en cuenta lo ocurrido hoy entre Sainz y Al-Attiyah, que se tocaron durante el transcurso de la anteúltima etapa que unió San Rafael con San Juan. El incidente se produjo cuando el Príncipe de Qatar superó al madrileño. Gracias a la maniobra, salió segundo detrás de Peterhansel y achicó la brecha con el Matador a 2:48 cuando restan los 202 km de la especial de mañana.

Las autoridades no anduvieron con vueltas: pidieron juego limpio. De todas maneras, seguirán a cada uno de los competidores con suma atención para evitar que haya maniobras desleales.

Además, tomarán otras medidas precautorias. Las motos largarán media hora antes de lo previsto para evitar que los punteros de la clase autos los encuentren pronto. Sainz había pedido que los líderes larguen cada tres minutos, pero eso no fue aceptado y partirán de a dos como hasta ahora.

En Volkswagen ya bajaron línea: quieren que Sainz, Al-Attiyah y el estadounidense Mark Miller, que está tercero en la general, lleguen en las primeras tres posiciones. Eso sí: no habrá órdenes y las ubicaciones se definirán en la pista.