He olvidado mi contraseña! | Para registrarse pulse aquí.
  

Nuevo Mercedes GLE

Fabricante: Mercedes_
Tipo: SUV

El segmento de los SUV premium recibe a un nuevo miembro, realmente, a un viejo conocido que se renueva para seguir en el candelero. 


La asfaltización del todo terreno ha sido brutal. Poco a poco, pasito a pasito, los todo terreno han ido perdiendo puntos en su vertiente campera para ir ganándolos en su vertiente asfáltica hasta llegar a los actuales SUV, modelos que en muchos casos el simple hecho de meterlo por un camino sin asfaltar supone una tortura por sus características. Son realmente turismos con aspecto de todo terreno, sin las ventajas de estos últimos, pero si con sus inconvenientes, como es el alto peso o el centro de gravedad elevado que perjudica la dinámica en carretera.
 
 
Pegas que no han sido impedimento para que proliferen de una manera realmente alta y que cada día se vean más por las carreteras. Incluso los fabricantes nos tienen preparado un aluvión de estos modelos para años venideros copando todos los tamaños, desde lo más pequeños como pueden ser los Ford EcoSport, del tamaño de un Ford Fiesta, hasta nuestro protagonista, el Mercedes GLE, que llega como la nueva generación del Mercedes ML, pero que debido a la nueva reestructuración dentro de Mercedes, cambia su denominación.

Un cambio de denominación que no ha conllevado cambios en su filosofía y representa el SUV premium de gran tamaño y potencia en todas sus mecánicas. Algo lógico cuando no es un modelo totalmente nuevo, sino una remodelación más o menos profunda para adaptarlo a la competencia y a los tiempos que corren donde importa mucho la tecnología y la electrónica, así como una imagen imponente. Y no es un coche que me parezca vasto o demasiado grande como si me ocurre con el Audi Q7 por ejemplo. El nuevo Mercedes GLE aparenta tener unas líneas más fluidas y atractivas. Al menos el frontal si me gusta mucho, del estilo al de su hermano el GLE coupé y en línea con los nuevos diseños de Mercedes. 

 
Su habitáculo también recibe algún que otro retoque y desde mi punto de vista, es la mejor zona del coche. Visualmente está muy logrado, con buenas combinaciones de colores y aparentemente, de materiales. Habrá que esperar a que Mercedes se digne a dejarnos una unidad para probarla, pero al menos en las fotos desprende lujo. ¿Lo más adecuado para off-road? Pues es evidente que no, pero si tenemos en cuenta que este coche pisará tierra solo en el camino que lleva al establo donde espera el caballo del propietario o el que lleva a la finca y los que hay en ésta, es un apartado que no importa.

La gama de motores no es muy amplia, hay dos motores de gasolina y dos diésel, más el híbrido y los brutales AMG. En gasolina se parte desde el Mercedes GLE 400 que anuncia nada menos que 333 CV, pasando al Merceds GLE 500 que eleva el caballaje dispone hasta los 435 CV. Los diésel tienen como escalón de entrada el menos potente de toda la gama y seguramente, la versión más vendida, el Mercedes GLE 250d con 204 CV. La siguiente opción diésel es el Mercedes GLE 300d de 258 CV.

 
Novedad importante es el Mercedes GLE 500e 4MATIC, la primera versión híbrida de Mercedes en el segmento SUV. Equipa el mismo seis cilindros del GLE 400, unido a un motor eléctrico de 116 CV, logrando en conjunto 442 CV y 650 Nm de par. Nada mal ¿verdad? Además, y ésto me parece muy poco creíble, Mercedes homologa un consumo de 3,3 litros a los 100 km de media, y unas emisiones de 78 gramos de CO2, que lo deja exento del impuesto de matriculación al estar por debajo de los 120 gramos. ¡¡¡Y eso teniendo 442 CV!!!  

Si te parece poco consumo, debes saber que también puede circular durante 30 km en modo totalmente eléctrico, que aunque parezca poca distancia está en la media y para recorridos urbanos es más que suficiente evitando el gasto que supone frenar y acelerar continuamente. Tenemos también cuatro modos de conducción: Hybrid (combina automáticamente el motor de combustión y el eléctrico según convenga); Charge (da prioridad a la carga de batería); e-Save (da prioridad al motor de gasolina para poder disfrutar del motor eléctrico en ciudad); e-Mode (solo motor eléctrico). 

 
El nuevo Mercedes GLE contará también con el sistema Dynamic Select conocido de otros modelos de la marca, pero que para la ocasión recibe unos modos llamados 'Off-Road' y 'Off-Road+'. El primero de los dos nuevos modos estará disponible en todas las versión con tracción total, es decir, en los más potentes. Adapta las ayudas a la conducción electrónica a terrenos irregulares y un poco deslizantes. El segundo solo estará disponible si se equipa el 'Pack Off-Road' y combina el uso de reductora y el bloqueo del diferencial con la suspensión adaptiva AIRMATIC, que permite elevar la altura libre al suelo hasta os 285 mm y la profundidad de vadeo hasta los 600 mm. 

Y dejando para el final los AMG, tenemos por un lado el Mercedes-AMG GLE 63, con una puesta a punto, una estética y unos acabados mucho mas deportivos y asfálticos con un motor que entrega 557 CV. Por el otro, el Mercedes-AMG GLE 63 S, cuya puesta a punto es algo mas deportiva y su motor entrega 585 CV.